Dec 20, 2021 • 8M

[Blog de Viajes StoryTravelling 85] Turismo balance 2021: Omicron y la persistencia de la incertidumbre

2021, menos recuperación de la esperada y la apuesta por el desarrollo del turismo local y regional

Jorge Gobbi
Comment
Share
 
1.0×
0:00
-8:00
Open in playerListen on);
Un podcast de tendencias en viajes y turismo, desde el primer blog de viajes de Argentina, creado en octubre de 2003. Por Jorge Gobbi
Episode details
Comments
  1. La emergencia de la variante Omicron y sus rápidas consecuencias, desde cierre de fronteras con algunos países a reinstalar PCRs, impulsar pases sanitarios e incluso reinstalar cuarentenas, marca que la incertidumbre por la que pasa el mercado de viajes tiene todavía un buen tiempo por delante. Las medidas tomadas con poca anticipación por las distintas naciones son problemas serios para un turismo que recién comenzaba a recuperarse, aún cuando las cifras están muy por debajo de 2019 -pero bastante mejores que 2020.

  2. Sólo un dato: las aerolíneas van a perder, de manera global, casi 52 mil millones de dólares este año. Habían perdido 138 mil millones en 2020.

  3. ¿Cuántos viajeros podrían quedarse a pasar una quincena lejos de su casa -por ejemplo, en otro país- si salen positivos al PCR anterior al vuelo y tienen que extender sus vacaciones de manera compulsiva? Muchos la pasarían bastante mal. Lo que pasó con los varados hace unos meses es un indicativo. Reinstalar PCRs es una medida sanitaria necesaria pero agrega un evidente riesgo al viajero: si da positivo deberá quedarse en el destino más tiempo. Un problema bastante importante desde lo sanitario, financiero y laboral. Mientras los PCR sigan ahí, y hay muchas razones sanitarias para mantenerlos, el mercado de viajes no podrá ser calificado de “normal”.

  4. Si la expansión del mercado de viajes dependió durante décadas de la previsibilidad y los costos decrecientes en viajar cada vez más lejos, entonces estamos en problemas importantes y no a corto plazo. En el estado actual de cosas, podrán viajar quienes no dependan de fechas fijas, puedan financiar cambios de itinerario y además no tengan problemas médicos que los hagan más vulnerables al covid-19. No parece ser la situación de la mayoría de los viajero pre-2019.

  5. El viaje local y cercano, que muchos vieron como una opción a muy corto plazo, tiene un horizonte mucho más extenso de desarrollo de aquí en más. Mucha gente no va a tomar muy bien esto. Sobre todo para quienes conciben al viaje como viajar lejos o al menos fuera del país, como sucede con muchos viajeros en América Latina. Pero si no hay condiciones materiales para hacerlo de manera tan frecuente, entonces es probable que el escenario de valoración de los viajes cambie. Porque, en el fondo, no queda otra.

  6. “Pero yo necesito viajar cuanto antes”. Y sí, como no compartir algo así. Pero las condiciones materiales del mercado de viajes hoy son realmente complicadas. Este horizonte de incertidumbre se puede reducir al optar por viajes más cercanos y breves. Si realmente lo que te motiva viajar es el amor por conocer cosas nuevas, interactuar con otras personas y disfrutar de un entorno diferente, entonces no debería ser tan dramático aceptar esta pausa de destinos lejanos y optar por quedarse más cerca de casa y más lejos de los PCR.

  7. Comercialmente nos encontramos con un nuevo mercado de viajes, que debe confiar más en el viajero local que en el internacional. Para algunos destinos es una novedad enorme, que cambia las reglas del juego en cuanto a precios y oferta. Pero, de nuevo, se trata de una realidad material desde la que hay que comenzar a pensar el negocio turístico.

  8. ¿Se puede hablar de alguna tendencia de mediano a largo plazo? Sí: la deslocalización de muchos trabajos y la posibilidad de trabajar de manera remota puede ser un importante impulsor del viaje en los próximos años, como afirma el CEO de AirBNB en The Atlantic. Claro, siempre y cuando cobres tu sueldo en una moneda demandada internacionalmente, como dólares o euros. Los famosos digital nomads, claro.

  9. ¿Y el turismo de negocios? La noticia sobre su muerte han sido muy exageradas, dicen en Skift. Pero el problema no es su desaparición. Nadie en su sano juicio afirmaba esto. Pero si en el panorama pospandemia buena parte de la interacción en el mundo de los negocios permanece en la videoconferencia, entonces aerolíneas, cadenas hoteleras y destinos que apuntan a convenciones van a tener que reevaluar sus perspectivas. Incluso si la caída del mercado no va mucho más allá del 10 o 15%.

  10. Luego de un 2020 absolutamente horrible, 2021 terminó siendo francamente malo para el mercado de viajes. La recuperación fue, al menos en lo global, menor a lo esperado. Pero 2022 ahora tiene la misión de seguir un camino hacia la recuperación que ya ha sido muy accidentado.

    Y Felices Fiestas para todos. Que pronto los viajes vuelvan a ser un tema especial por los preparativos y concreción, y no por la imprevisibilidad de estos tiempos.

    Libros

The University of Queensland, Australia, lanzó con licencia Creative Commons el libro de Sarah Dolnicar Airbnb. Before, During and After COVID-19. Se puede bajar en varios formatos desde este enlace. Aún no pude leerlo, habrá comentarios en el blog.

Para los interesados en temas relacionados con la geografía crítica y temas urbanos, Traficantes de Sueños editó hace algunos años el clásico de Mike Davis, Ciudades Muertas. Lo pueden bajar gratis en PDF desde la web de la editorial.

Y si tiene Scribd Premium, Turner ya tiene disponible Si Venecia Muere, de Salvatore Settis. Si les interesa suscribirse (cuesta 8,99 dólares por mes por acceso ilimitado a todos los libros de la plataforma) pueden usar mi enlace de afiliados. Les dará 30 días gratis de prueba.

Extras

Esta entrevista a Yasmina Reza levantó muchas críticas. La clave: la frase “el turismo y el terrorismo son las dos grandes plagas de nuestro tiempo”. En la entrevista no hay mayores explicaciones sobre esta afirmación. Como grafitti más de un lector la habrá visto, en inglés y un poco diferente, en las paredes de Barcelona.